La ciudad facilita la obtención de las nuevas licencias de lavandería

Se concederán permisos para operar temporales a quienes no pueden certificar el cumplimiento de la nueva ley de limpieza.

Las lavanderías minoristas, industriales e industriales con reparto van a tener más tiempo y algo más de ayuda con el papeleo para obtener las nuevas licencias que son obligatorias a partir del 1 de enero de 2018.

El alcalde Bill de Blasio anunció que se van a cambiar los requisitos para la solicitud de esta licencia para que no sea necesario aportar la copia física del certificado de ocupación. Además, el Departamento de Asuntos de Consumidores, DCA, concederá licencias temporales de seis meses para aquellos negocios que tengan circunstancias que les impida la certificación de cumplimiento de las condiciones.

Si tras estos seis meses las lavanderías aún no pueden certificar el cumplimiento el DCA volverá a estudiar la situación para emitir otra licencia temporal si se justifica. “Simplificando los requisitos de la aplicación será más fácil para las lavanderías cumplir con las  nuevas leyes para que puedan mantener sus puertas abiertas”, explicaba de Blasio en un comunicado.

La nueva legislación a la que se refiere el alcalde es la Ley de Licencias de Lavanderías que entró en vigor el 30 de enero de 2017 y creó tres nuevas categorías de negocios, la minorista (que ya estaban reguladas pero aún así tienen que renovar el permiso antes del 31 de diciembre de este año) las industriales (que dan servicios a clientes comerciales como hoteles, restaurantes, hospitales y lavanderías minoristas) y las industriales con reparto. Estas dos últimas no precisaban licencias hasta esta ley que asegura que se siguen estándares de limpieza sean quienes sean los clientes.

El objetivo es que se sigan los mismos porecedimientos de limpieza y seguridad con los materiales si se está limpiando un sweater de un cliente particular o si se trata de las servilletas de un restaurante o las sábanas de un hospital. Con ello se refuerza la protección de los clientes finales y la de los trabajadores de estos establecimientos.

El concejal Peter Koo afirmaba en un comunicado que el cambio es un gran ejemplo de lo que hace la ciudad cuando puede ayudar a los negocios de los barrios a mantenerse en pie “y no penalizándoles por estar atascados en burocracia”.

 

Social Networks

Todas las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de Publinet Solutions. Se prohibe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cuaquier idioma sin autorización escrita de su titular.